Lush Spa – The Comforter

Scroll down to content

Desde que probé el Spa que la marca británica Lush tiene en Madrid me he hecho adicta. Tenía muchas ganas de probar el tratamiento The Comforter desde que asistí al día de puertas abiertas del spa, en el que nos invitaron a ver algunas de las salas y en cuanto he podido me he regalado una sesión de The Comforter.

2018-02-19 18.27.37
Ya solo por la sala vale la pena

En esta ocasión, cuando te sientas en la cocina de la campiña británica que tienen en el primer piso, te explican que se trata de un tratamiento corporal completo. Entras en una sala calentita, iluminada de rosa, con un techo pensado para soñar. Nubes moradas y estrellas verdes te dan la bienvenida cuando te tumbas en la camilla cubierta por una toalla térmica. Como es un tratamiento corporal debes quedarte en ropa interior, pero es realmente muy cómodo, porque te tapas con una sábana y un edredón. Parece que vayas a echarte una siesta en pleno centro de Madrid acunada por una banda sonora compuesta por canciones de los 60 y 70, así como famosas bandas sonoras al estilo de Moon River.

Una vez te metes dentro de la camita, perdón, camilla, usas la campanilla para avisar que está lista, miras el maravilloso techo iluminado y empieza el masaje.

2018-02-19 19.38.29

Primero se realiza una exfoliación con chocolate derretido que contiene alubias adukki que son las encargadas de la suave exfoliación, jarabe de algarrobo, tamarindo y papaya entre otros ingredientes. Te despides del cielo rosa y te colocan una toalla sobre los ojos para que te relajes al máximo entre la música y la sensación en la piel. Te van exfoliando y masajeando el pecho, los brazos y las piernas poco a poco. Mientras toca masaje y exfoliación de un brazo, el resto del cuerpo está bajo la sabana y el edredón, calentito y a gusto. No es una exfoliación que resulte irritante, la piel no se queja. Primero se aplica y luego te dan un masaje con la sábana encima.

2018-02-04-17-21-11.jpg
La tacita con el chocolate, ese cubilete marrón, que se aplica una vez está derretido. Al lado se ve un cubo rosa más pequeño, ese es el protagonista del siguiente paso del tratamiento.

 

Uno podría pensar que vas a ponerlo todo perdido con el cuerpo untado en chocolate, pero tranquilidad. Primero estás tumbada boca arriba y cada parte que se exfolia con chocolate luego se limpia con manoplas húmedas calentitas que te dejan la piel limpia y seca.

Una vez la primera parte ha concluido, te retiran la toallita de los ojos y ves de nuevo ese maravilloso techo pero además te da la bienvenida una lluvia de pompas de jabón con olor a rosa. Has entrado de lleno en una fantasía dulce.

 

Te das la vuelta y toca lo mismo solo que al acabar la exfoliación ahora pasamos a la fase sérum de hidratación caliente a base de rosas que se extiende por todo el cuerpo, incluída la espalda, con un masaje infinito, inspirado en la técnica hawaina llamada Lomi Lomi, en la que se emplean las manos y los antebrazos para que los movimientos de la masajista parezcan no tener fin. La sensación del sérum calentito en la piel es deliciosa e hiper relajante.

Luego te quedas unos minutos bajo el edredón, a punto de quedarte dormida y ya estás lista para vestirte y disfrutar de tu bebida de fin de tratamiento. Si en Tailor Made te dan té con ron y galletitas, aquí te espera una copa de martini rellena de algodón de azucar sobre el que se vierte un sirope de rosas que lo hace desaparecer ante tus ojos. El mensaje del masaje es que te relajes, disfrutes de lo bueno que ofrece la vida y no te tomes todo tan en serio. El sirope es un placer para los golosos.

2018-02-19-19-51-12.jpg

 

Tienes un baño al lado por si quieres lavarte, peinarte o lo que necesites, hay hasta una ducha dentro, aunque te recomiendan que no te duches esa noche si es posible, para que el sérum de hidratación haga más efecto. Sales oliendo a gloria chocolatada y rosas.

 

En el baño además tienes una amplia selección de productos de la marca para salir a la vida real preparada para lo que sea.

Entre otros, tenían el exfoliante de labios que han sacado para San Valentín, The Kiss, que sabe a gominola. No es mi sabor favorito de todos los que tienen pero me pareció de lo más oportuno en ese momento.

2018-02-19-19-47-19.jpg
Igual que el de navidad contiene mini corazoncitos rojos

Los tratamientos del spa de Lush son una delicia para regalarse cuando necesitamos un poco más de energía, el detalle perfecto para ese ser querido al que le vendría bien desconectar o una forma de escapar del estrés de la ciudad. Este es un masaje apto para veganos y ya sabéis que Lush es una marca que nunca testa en animales.

Son 60 minutos y cuesta 90€, podéis comprar la tarjeta en cualquiera de las tiendas Lush y llamar al spa para conseguir cita o comprar la tarjeta online en su web.

Esta es la maravillosa banda sonora del tratamiento.

2018-02-19 19.51.29
¿Cuál será el próximo tratamiento que pruebe? ¿Sugerencias?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: